Connect with us

Espectáculos

“Jurassic World: Dominio”, un ejemplo del histórico vínculo entre animación y dinosaurios

Desde el primer personaje de los dibujos animados, la brontosaurio Gertie, de 1914, hasta la actualidad, hay decenas de ejemplos de cómo el arte de la animación, ya sea en 2D, 3D o con stop motion, ha permitido mostrar a los seres que existieron hace millones de años.

Publicado

en

La fascinación por los dinosaurios no es algo nuevo. El reciente lanzamiento de “Jurassic World: Dominio”, la sexta entrega de la saga inaugurada en 1993 con la película “Parque Jurásico” -que a su vez está basada en el libro del mismo título del escritor estadounidense Michael Crichton- pone de relieve el renovado interés que generan los vertebrados que fueron dominantes durante 135 millones de años. La película en su debut en salas recaudó 143,4 millones de dólares y ya reunió unos 493.2 millones de dólares a nivel global.

Para mostrar a los seres que reinaron desde el inicio del Jurásico, hace unos 200 millones años, hasta el final del Cretácico, hace 66 millones, en esta saga creada por Steven Spielberg se utilizaron dos recursos: por un lado, la animación generada por computadora, y por el otro, la animatrónica, o sea el uso de mecanismos robóticos o electrónicos que simulan el aspecto y comportamiento de seres vivos.

A casi tres décadas de su estreno, y con seis películas y un cortometraje, sigue llamando la atención la calidad de los efectos especiales. Si se compara el nivel de la animación con otras producciones de la época, se notará lo adelantada que fue para su época.

A las seis películas se le suma “Jurassic World: Campamento Cretácico”, una serie animada estrenada en Netflix en septiembre de 2020 y cuya quinta temporada está próxima a ser estrenada. Narra las aventuras de seis adolescentes que quedan varados en la Isla Nublar y son acechados por dinosaurios descontrolados.

La idea de utilizar animación para mostrar dinosaurios se remonta a más de un siglo atrás. De hecho, el primer personaje con nombre propio, fue una brontosaurio de nombre Gertie, creada por uno de los pioneros, Winsor McCay, en 1914.

Al principio, McCay usaba el filme para interactuar con el público en su acto de vaudeville y mostrar cómo la criatura juguetona e infantil hacía trucos bajo el comando de su amo. Luego, el empleador de McCay, que no era otro que el editor y magnate William Randolph Hearst, le pidió que cortara con el vaudeville y se dedicará a las presentaciones en cines. McCay agregó una secuencia de introducción con actores, entre los que estaba él mismo y el filme pasó a llamarse “Winsor McCay, el famoso caricaturista, y Gertie”.

Desde entonces, hay una multitud de ejemplos de esta virtuosa relación.

“Hay una especie de obsesión o relación muy marcada entre la animación y los dinosaurios”, señaló el especialista Juan Francisco Páez en un programa dedicado a esta temática del podcast “Hitos Animados”.

En el mismo capítulo, la historiadora del arte Sofía Pogg, explicó que “una gran pata de la animación no ficcional tiene que ver con reconstruir aquello que no puede ser capturado por una cámara fotográfica o de cine, hay ciertos fenómenos naturales que existen o existieron, en este caso los dinosaurios, que son parte de la realidad y que no podemos filmar, como todo lo que pasó antes de que se inventara la cámara y ni hablar de aquello que existió antes que los humanos.”

Entre Gertie y la última serie animada de la licencia de “Jurassic Park” hay una multitud de ejemplos.

La relación entre animación y dinosaurios, en el podcast Hitos Animados

VER VIDEO 

En la misma época en la que McCay daba a conocer su creación, Willis O´Brien presentó una comedia muda, llamada “The Dinosaur and the Missing Link: A Prehistoric Tragedy” (“El dinosaurio y el eslabón perdido: una tragedia prehistórica”), también conocida como “The Dinosaur and the Baboon” (“El dinosaurio y el babuino”), de 1915. Fue animada con la técnica de stop motion, es decir, animación fotograma a fotograma que permite aparentar el movimiento de objetos estáticos.

En 1921, se presentó “The First Circus” (“El Primer Circo”), un corto silencioso animado dirigido por Tony Sarg y Herbert M. Dawley donde se podía ver a un par de artistas prehistóricos balanceándose en un brontosaurio. Una copia de este filme fue conservado por la Librería del Congreso estadounidense.

Los personajes fundacionales de la animación tuvieron sus encuentros con los dinosaurios. Por ejemplo, en “Felix the Cat Trifles with Time” (“El gato Félix juega con el tiempo”), de 1925, es un corto silencioso con la primera estrella del mundo de la animación viajando al pasado prehistórico.

Ese mismo año, se estrenó “The Lost World” (“El Mundo perdido”), basada en la novela homónima escrita por Arthur Conan Doyle, el libro que popularizó la “dinomania”. La película fue dirigida por Harry Hoyt y se filmó en Venezuela. A cargo de la animación stop motion, estuvo O’Brien, arriba mencionado.

En un clásico como “King Kong”, de 1933, aparecen en la isla del gorila gigante un tiranosaurio, el estegosaurio y el brontosaurio, todos animados en stop-motion.

Los Looney Toones fantasearon con la convivencia entre humanos dinosaurios y animales antropomorfos como Bugs Lucas o Porky

Los Looney Toones fantasearon con la convivencia entre humanos, dinosaurios y animales antropomorfos como Bugs, Lucas o Porky.

La época clásica de los Looney Tunes, hay varios ejemplos. “El pato Lucas y el dinosaurio”, de 1939; “Porky en la era prehistórica”, de 1940; o “Conejo Prehistérico”, de 1958, protagonizada por Bugs Bunny.

En 1940, también el estudio Fleischer presentó “Stone Age Cartoons”, doce cortos ambientados en la Edad de Piedra, donde los humanos conviven con dinosaurios.

En “Fantasía”, de ese mismo año, hay una antológica escena musicalizada con “La consagración de la primavera”, de Igor Stravinsky, donde se cuenta la historia de la Tierra, con el ascenso y la caída de los dinosaurios. Este segmento, de unos 20 minutos, contrasta por su registro documental con el resto de la película, donde todo es imaginación, como señala el título de la película.

Fantasa un clsico de todos los tiempos

“Fantasía”, un clásico de todos los tiempos.

Como quedó planteado desde los inicios, el stop motion ha sido un recurso privilegiado para reflejar a los dinosaurios.

Otro ejemplo es “Viaje al comienzo del tiempo”, una película a color checoslovaca de 1955 dirigida por Karel Zeman en donde aparecen actores en conjunción con criaturas prehistóricas.

Ray Harryhasuen responsable de crear muchos dinosaurios y criaturas monstruosas de todo tipo

Ray Harryhasuen, responsable de crear muchos dinosaurios y criaturas monstruosas de todo tipo.

El gran realizador Ray Harryhausen, uno de los grandes maestros de la técnica de la animación fotograma a fotograma, creó varios dinosaurios antológicos, como en “Hace un millón de años”, de 1966, se vuelve a insistir en la idea de dinosaurios y hombres de las cavernas viviendo juntos.

Un caso memorable que refleja la idea de que los dinosaurios y humanos convivieron juntos -una creencia que está aún más instalada de lo que se suele considerar- es “Los Picapiedras”, una serie icónica para toda la familia estrenada en 1960. Aquí, los dinosaurios son más que nada herramientas, vehículos y alimento, excepto por Dino, un dinosaurio canino, la mascota de Pedro y Vilma.

Con los avances científicos, las representaciones empezaron a modificarse.

Por caso, “Prehistoric Beast”, en una animación experimental concebida y dirigida por Phil Tippett en 1984 y que fue realizada con la técnica de animación go motion, una variante del stop motion inventada por Tippett para “El imperio Contraataca” y en donde al modelo u objeto al que se está animando es movido mientras se lo fotografía. Las escenas de “Prehistoric Beast” fueron incluídas en el documental “Dinosaur!”, televisado en CBS.

Don Bluth cre un historia de dinosaurios que remite a Bambi

Don Bluth creó un historia de dinosaurios que remite a Bambi.

En 1988, el animador Don Bluth, el primero en competir contra los estudios Disney, “Pie Pequeño en busca del Valle Encantado”, con una reminiscencia a “Bambi”. Aquí los dinosaurios hablan y tienen sentimientos, pero no aparecen mezclados con los humanos. A partir de su éxito, se hicieron 13 películas que la continuaron, un verdadero récord de secuelas.

En el 2000, unos 60 años después de “Fantasía”, Disney volvió al género prehistórico, con “Dinosaurio”, de Eric Leighton y Ralph Zondag. En 2015, Pixar retomó la temática con “El viaje de Arlo”.

En plano documental, una referencia ineludible es “Paseando con dinosaurios”, una serie televisiva de la BBC estrenada en 2013. Para los expertos, es la versión más realista de los dinosaurios que se haya proyectado en alguna pantalla. “Muestra que los dinosaurios se ocupan de sus asuntos cotidianos, como si estuvieras viendo un documental sobre la naturaleza”, señaló el paleontólogo Steve Brusatte, autor del libro “The Rise and Fall of Dinosaurs”, a Entertainment Weekly.

No se puede cerrar este recorrido sin mencionar apariciones de dinosaurios en series que tienen otra temática.

Un ejemplo destacado en nuestro país es el de “La asombrosa excursión de Zamba al Museo de Ciencias Naturales”, gracias al cual muchísimos niños y niñas conocieron al científico Florentino Ameghino y los hallazgos de huesos de dinosaurios realizados en la Argentina.

Los dinosaurios aparecieron en las excursiones de Zamba

Los dinosaurios aparecieron en las excursiones de Zamba.

En series dedicadas al público escolar como Pocoyó o Peppa Pig también aparecen los dinosaurios. En el caso del niño de azul, con una intención educativa. En la serie protagonizada por la familia de cerditos, el más pequeño, George, tiene una obsesión con los dinosaurios. Es casi la única palabra que pronuncia y hasta festeja su cumpleaños de dos en un museo, con la temática de los dinosaurios. Y su juguete favorito, como no podía ser de otra manera, es un dinosaurio.

No es el único dinosaurio de juguete: en las distintas películas de “Toy Story”, aparecen otros ejemplos: Rex y Trixie, el tiranosaurio verde de Andy y la triceratops azul de Bonnie.

Queda claro que los seres que dominaron el mundo hace millones de años aún siguen vigentes.

Rex y Trixie dinosaurios de juguete con su propia personalidad

Rex y Trixie, dinosaurios de juguete con su propia personalidad.
Continuar leyendo
Click para comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Trending

Copyright © 2021 Urgente Hoy.